En Portada Episodios Reviews / Reseñas

Review 3×23: The Lunar Excitation

Bueno, bueno, ¡qué finale más interesante! Sheldon se ha visto indudablemente atraído o, al menos, le ha entrado curiosidad, por una hembra humana. La pena es que tendremos que esperar hasta el principio de la cuarta temporada para ver qué ocurren entre el doctor Shendon Cooper y Amy Farrah Fowler. Por otro lado tenemos la oscilante relación Leonard – Penny, con jugosas novedades con las que prometen seguir con los teje manejes amorosos de estos protagonistas durante el resto de la serie ¡Que hayan roto no significa que haya acabado su historia! Vamos a debatir sobre la FINALE de esta tercera temporada. Pasad, pasad.

Aunque todo haya empezado con un nexo común, en el último capítulo de la tercera temporada de The Big Bang Theory hemos visto dos historias completamente inconexas: Por un lado Raj y Howard buscándole pareja a Sheldon y por otro Leonard y Penny (…y Zack…) y su interminable lío amoroso.

¡Qué gran personaje es Zack!

Empecemos por el principio del episodio, hasta que se separan los dos historias. The Lunar Excitation comienza con nuestros nerds favoritos en la azotea de su bloque de apartamentos, a punto de realizar un experimento con la luna como protagonista: Quieren lanzar una señal láser a ésta para que rebote en un panel puesto en ella por los primeros astronautas que estuvieron allí, que el láser vuelva y así medir los resultados. Leonard, melancólico, dice que a Penny le hubiera gustado verlo, pero que como la situación está tensa entre ellos ha preferido no llamarla. Como es normal, sus amigos se dedican a pincharlo y éste se harta y decide ir a llamarla.

Qué novietes más bochornosos te buscas, Penny.

Pequeña fue la sorpresa de Leonard cuando se da cuenta de que Penny está con un mastodonte algo lento llamado Zack. No importa, les invita a los dos a subir y, pese a la negativa de Penny, Zack insiste en que quiere ver el experimento. En pocos minutos queda clarísimo que Zack es todo músculo y nada de cerebro: Comentarios como que tengan cuidado de no destruir la luna con el láser o como que espera que las gafas para ver el experimento sean en 3D abochornan tanto a Penny que se lo lleva de allí rápido ¡Qué divertido es Zack!, ¡espero que salga más en la serie!

Mientras nuestros científicos vuelven al piso discuten sobre la posibilidad de que Leonard se apunte e una nueva web de citas que a Howard le funciona muy bien (¡Y si le funciona a Howard….!). Éste lo rechaza, pero a Raj se le ocurre la fantástica idea de apuntar a Sheldon, de hacerse pasar por él para ver si es posible que haya alguien compatible con el Doctor Cooper. Pero seguirmeos con esta historia más tarde.

mmmm, interesante idea.

Esa misma noche, Penny llama al piso de Leonard completamente borracha, echándole la culpa de que, debido a haber salido con él, ahora ve lo tontos que son los tipos como Zack, y eso que antes le encantaban. Bueno, sin mediar muchas más palabras, terminan acostándose juntos. A la mañana siguiente ella huye del apartamento, con resaca y remordimientos y casi sin acordarse de nada.

Qué mal te siente beber...

Leonard, por su parte, espera que eso sea el principio de una reconciliación e insiste a Penny a quedar con él de nuevo. Ella le dice que todo fue un error y que olvide lo que ha pasado, pero él un puede sentirse de otra manera que utilizado. Así que prueba varias cosas, como visitar a nuestra querida Leslie Winkle para pedirle “sexo sin compromiso”, a lo que ella le contesta, como es normal, con un portazo. También intenta emborracharse e ir a pedirle a Pennylos mismo (como hizo ella con él), pero ésta lo manda bien lejos. La historia termina con una frase que lo resume todo: “Estoy empezando a pensar que hay un doble rasero”. Bienvenido al mundo de las relaciones con mujeres, Leonard.

Yee-haw!

Por otro lado, tenemos a Raj y Howard, quienes opinan en ya han encontrado vida extraterrestre ¡Existe un chica compatible con Sheldon! Al menos, eso dice la web de contactos, ¡e incluso le pide una cita! Howard y Raj, que no caben en sí de emoción, por un lado por la curiosidad científica y por el otro por la mera idea de ver a Sheldon con una mujer, deciden contárselo a éste para organizar dicha quedada. Sheldon, por supuesto, se niega en rotundo. Todos sabemos que el doctor Cooper no siente la más mínima emoción por el sexo opuesto (ni por el propio, ni por ninguno…), no obstante, tiene que ceder ante la extorsión de Raj, quién le ha escondido un calcetín sucio por el apartamento (idea que le repugna de manera insospechada).

Sheldon y Amy... qué interesante

¡Pero, por increible que parezca, la cita resulta ser un éxito! Amy Farrah Fowler, su cita, resulta ser casi un clon de él mismo pero en mujer y Sheldon se ve tan abrumado por esta mujer que no tiene más remedio que invitarla a una copa.

Así, dejándonos con la miel en los labios, se acaba la tercera temporada de The Big Bang Theory.

¡Oh, Dios!, ¿qué hemos hecho?

Lo mejor del episodio ha sudo sin ninguna duda el encuentro entre Sheldon y Amy (aunque el de Zack no ha estado nada mal), así que os dejo un fragmento completo de éste para que lo reviváis y volvás a reiros como la primera vez:

AMY: Amy Farrah Fowler. Eres Sheldon Cooper.

SHELDON: Hola, Amy Farrah Fowler. Siento informarte que has sido engañada por algoritmos matemáticos insoportables diseñados para aprovecharse de personas crédulas y los solitarias. Encima, estoy siendo chantajeado con una oscura media sucia.

AMY: Si eso fue una expresión, no estoy familiarizado con ella. Si fue literal, comparto tu aversión a las medias sucias. En cualquier caso, estoy aqui porque mi madre y yo hemos acordado que tendre citas al menos una vez al año.

SHELDON: Interesante. Mi madre y yo tenemos el mismo acuerdo acerca de la iglesia.

AMY: No me opongo al concepto de una deidad, pero estoy desconcertado por la idea de que uno pase lista.

SHELDON: Bueno, entonces puede que quieras evitar el Este de Texas.

AMY: Anotado. Ahora, antes de que esto vaya más lejos, deberías saber que todas las formas de contacto físico incluyendo el coito están fuera de la mesa.

SHELDON: ¿Podría comprarte una bebida?

BigBangBlogTV visita360